Misilazo al PAN y No Contesta – 26 de Enero de 2009

laparroquia_optimizado1.jpg
Qué pasaría con Enrique Mendoza, el dirigente del PRI municipal de Toluca.  No se presentó a entregar el cargo.
Previamente, la dirigencia estatal del partido tricolor envió un mensaje muy tajante y enérgico a sus militantes. Les exigió disciplina y lealtad.
¿Estará relacionado lo primero con lo segundo? No se sabe. Lo cierto es que el PRI municipal desde el pasado viernes ya tiene liderazgo esa área desocupada. Ha sido nominada Martha Hilda González Calderón, y con ello, al parecer, se va dibujando el destino de Toluca.
Buena respuesta en su asunción porque tiene contactos por todo el territorio choricero.
Por cierto, la dama de este ajedrez criticó muy fuerte a los trienios panistas que han hecho del poder un botín político.
A pesar del misilazo, no se oye respuesta del PAN.
HOY UN DÍA MUY INTERESANTE EN POLÍTICA
Se pensaba que la semana iban quedar desocupadas varias sillas del equipo de colaboradores del Gobernador Enrique Peña, pero no ocurrió así.
Solamente pidieron licencia los titulares de Desarrollo Metropolitano y del Trabajo, Alfonso Navarrete Prida e Ignacio Rubí.
Fuera de esos movimientos, quien anunció su registro para diputado federal por el distrito 38 (Chimalhuacán-Texcoco) fue el ingeniero Manuel Cadena Morales. Llama la atención su decisión porque puede ser un finalista en la sucesión gubernamental.
Hoy, a las 14.00 horas entrega su documentación en el CDE del PRI.
Hasta las 20 horas se cierra el registro ya hay que ver qué caras aparecen por allá.
MUJER MUY FELIZ
La periodista y mujer de letras Celeste Ramírez está que no cabe de felicidad en este planeta. El Dr. y Pintor Leopoldo Flores la ha impulsado como candidata para obtener la Presea al Mérito del Estado de México en el rubro de periodismo. La sola propuesta es gratificante. Ojalá prospere. Celeste hizo diarismo en las columnas de EL SOL.

TIENE TOLUCA UNA MATRONA DE SUPERLUJO

Hace unos sesenta o cincuenta años, era casi normal en la ciudad que las señoras se “aliviaran” de parto en su casa.

El escenario en los hogares para hacerle cancha a la cigüeña era común y repetitivo.
En lo días cercanos al alumbramiento, era necesario tener bien ubicada a la matrona y tenerle preparado el “instrumental”. Toallas, tijeras para el corte del cordón umbilical. Pedía tener suficiente agua hervida.
Y ahí estaba el “viejo”, el señor de la casa, aireando el brasero con el aventador para calentar el líquido en ollas de barro. También era infaltable el éter. Después de un parto, olía a éter.
¿Por qué éter? Por ser el analgésico obstétrico de esos tiempos. Llegó emplearse hasta cloroformo. Las matronas sabían que debían suturar los desgarres y era necesaria la anestesia para evitar dolores. ¿y para qué el agua hirviendo? Para el aseo y para invitarle un cafecito a la comadrona y asistentes.
A partir de los ayes de dolor, la llegada de un bebé tardaba unas tres o cuatro horas. Si seguían los dolores y no se aparecía la cigüeña, las comadronas obligadamente se quedaban en casa de la paciente hasta que arribara el ave picuda. En casos más complicados se hacía llamar a los mecánicos de hospital armados con fórceps para sacar a jalones a las criaturas.
En este campo, los partos, la historia rinde homenaje a Trótula de Salerno, en general a las damas de Salerno, que, dentro del empirismo como se desarrollaron, eran en Nápoles, lo mejor de Europa. Ellas aportaron lo mejor de sus investigaciones a la primera Universidad de París.
Trótula ya recomendaba tratamiento para infertilidad. Tenía tratado sobre embarazo, el parto, el puerperio y hasta del control natal.
Muertos de envidia, médicos alemanes le restaron prestigio a Trótula. Dijeron que su esposo era el autor de las investigaciones y la comadrona europea quedó en el olvido por mucho tiempo.
Hace quince días el titular del Ejecutivo, Lic. Enrique Peña Nieto, inauguró un impresionante hospital, por lo avanzado en tecnología, especializado en embarazos que los médicos llaman de alto riesgo. Esa fue una obra monumental para la capital del Estado.
Por la inversión, poco más de 400 millones de pesos, conocedores en obra pública dicen que es como si se hubiera construido una carretera de 200 kilómetros.
Qué flamante hospital Materno Perinatal “Mónica Pretelini”. Es de primer mundo y todos sus servicios gratuitos. Será centro de investigaciones. La titular del Instituto de Salud del Estado de México, María Elena Barrera Tapia, debe sentirse muy orgullosa porque se concretó excelente proyecto que ideó.
Algo qué criticar es un relieve en bronce colocado a la entrada del hospital. Se pretendió plasmar la figura de la señora Mónica Pretelini. Fue buena la intención, pero sencillamente no hay parecido.
mexico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s