La CONAGO, Medicina que no Sirve

+++ Raramente Desapareció del Mercado
+++ No fue Admitida en la Carta Magna
+++ Magnífico Invento “Espantapanistas”

Por Rafael Vilchis Gil de Arévalo.

Seguramente usted ha observado que los políticos han dejado de utilizar
un instrumento llamado CONAGO que servía como maravilloso medicamento para aliviar todas enfermedades sociales.
Un amigo me comentó que fue a una farmacia oficial a preguntar por ese “producto” y le dijeron que ya no lo están surtiendo, comentando el boticario que era un buen calmante… pero nada más.
Mi amigo pensó que quizá lo escondían para encarecerlo.
En esta columna se piensa que con la CONAGO pasa algo similar que con los juguetes de los niños. Una temporada los traen de moda, no los sueltan ni para dormir, y después, sin explicación dejan de ser atractivo de los pequeños.
La CONAGO debe estar abandonada por ahí en un ropero o en el cuarto de los trebejos.
El actual representante de la Conferencia Nacional de Gobernadores es Gabino Cué, titular del Poder Ejecutivo de Oaxaca, pero ya no se le ha visto actuar.
Se está acabando el año y no hay quien explique por qué tan inactivo el club de gobernadores ¿o qué cosa es?

Aparte de ser “milusos”, la Conferencia Nacional de Gobernadores, su existencia se ha justificado diciendo que “es un foro permanente, el cual busca fortalecer el federalismo mediante mecanismos democráticos, manteniendo pleno respeto de las instituciones de México”.
En realidad su propósito es “ser ajonjolí de todos los moles”. Le acreditan tener dentro de sus objetivos “realizar proyectos y estudios políticos, económicos, sociales y jurídicos, para así deliberar y proponer soluciones sobre asuntos relativos a la política presupuestaria, transferencia de potestades y recursos, desarrollo social, seguridad pública, servicios públicos, procesos de desarrollo y descentralización administrativa, políticas de inversión pública, fortalecimiento a los gobiernos locales y relaciones intergubernamentales”.
Iba creciendo tanto que se buscó que tuviera reconocimiento constitucional para inclusive darle juego internacional y diálogo con los representantes de los tres poderes públicos.
Se hizo la gestión correspondiente para dar vida constitucional a la Conferencia Nacional de Gobernadores. Sin embargo, nunca dieron respuesta los legisladores federales.

El documento se leyó repetidamente y se llegó a la conclusión que darle rango constitucional a la CONAGO sería tanto como alojar en la Carta Magna un competidor para el titular del Ejecutivo federal.
Por esa poderosa razón, sin hacer ruido, los legisladores guardaron el tema y nadie lo ha vuelto a tocar. Por los menos dejó de sesionar.
La Conago se constituyó el 13 de julio de 2002 en Cancún, Quintana Roo, con asistencia de todos los gobernadores priistas y perredistas, con la idea de convertirla en contrapeso del gobierno federal en manos de los panistas.
Estuvo funcionando poco más de 14 años, pero sin ningún soporte legal.
A estas alturas, lo recomendable sería que la CONAGO pasara a mejor vida definitivamente
El club de gobernadores no resistiría un examen de transparencia. ¿Quién le dio validez jurídica? ¿De dónde sacó presupuesto para pagar sus eventos? ¿Los Gobernadores sufragaban de su bolsa pasajes para trasladarse a diferentes entidades del país? ¿El quehacer de la CONAGO cuántas horas-gobernador robó a las administraciones estatales?
Se debe reconocer que la CONAGO sirvió. Fue un magnífico invento que debió llamarse “espantapanistas”.
fraterafael@hotmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s